Navidad, Navidad, dulce Navidad… ♫♪♫ ¿Recordáis la letra de los villancicos? Se acerca la Navidad y ya nos vienen las ganas de cantar villancicos, reunirnos con amigos y familiares, comer mucho y recibir muchos regalos. Es lo que tiene el espíritu navideño, nos ayuda a tener una actitud alegre, mucho amor y esperanza para el próximo año que se avecina, pero, ¿Lo conoces todo sobre la Navidad? Hoy haremos un recopilatorio de algunas de las curiosidades de la Navidad que posiblemente nunca las hayas escuchado ¡Comenzamos!

1. El origen de la palabra “Navidad”

La palabra Navidad tiene su origen en la palabra latina “Nativitatis, que proviene del verbo “Nascor” (nacer en español). Las lenguas romances o románicas proceden del latín vulgar, por ello, en la lengua española y en la mayoría de los países vecinos europeos el origen de la palabra Navidad es la misma.

Es por eso que la misma palabra «Navidad» significa el nacimiento de Jesús en la religión cristiana.

2. La elección del día de Navidad

Se da por hecho que Jesús nació el día 25, es decir el día de Navidad, pero no hay ningún registro en la Biblia ni en ninguna otra obra escrita de la época, que sugiera que Jesús de Nazaret naciera el día 25 de diciembre.

Es más, los textos que describen la noche del nacimiento de Jesús, dan a entender todo lo contrario, que no nació ni el día 25 ni tampoco en una estación donde hiciera especialmente frío, como es el invierno.

Lo que decidió realmente el día de navidad y a la vez el nacimiento de Jesús, fue una fusión de celebraciones entre el paganismo y el cristianismo. Cuando el emperador Constantino se convirtió al cristianismo en el siglo IV dC, se encontró ante el gran reto de convencer a un imperio lleno de paganos a abrazar una nueva religión.

La escena del nacimiento de Jesús de Nazaret | via GIPHY

Para ello eligió una fecha sagrada para el paganismo, como es el del nacimiento del dios sol, que se celebraba en torno al 25 de diciembre. Estas celebraciones se realizaban des del día 17 al 23 de diciembre en el Templo de Saturno, en el Foro Romano y en un banquete público en un ambiente carnavalesco donde se intercambiaban regalos y donde la lujuria flotaba en el ambiente. Estos días se conocían con el nombre de “Saturnales” y eran tan famosos que incluso el poeta Catulo definió estas celebraciones como “los mejores días” del año.

Teniendo en cuenta esta fecha sagrada para el paganismo, Constantino dotó esta festividad pagana la importancia de también ser el día que naciera Jesús de Nazaret, así que de alguna manera el día que nació el Dios sol también nació el Hijo de Dios, coincidencias de la vida. La enciclopedia católica cita un texto en el cual se explica la elección de este día – “Oh, de qué forma tan maravillosa actuó la Providencia cuando el día en que nació el Sol… hizo que naciera Cristo.

3. El origen de la Navidad

Como hemos mencionado anteriormente, los cristianos no celebraban la Navidad como tal. No fue hasta a partir del año 376 dC que en Occidente se empezó a celebrar el nacimiento de Jesús de Nazaret, siendo Constantinopla (actualmente Estambul) el primer lugar donde se celebró.

4. La “canción” de la Navidad

Con casi 500 millones de reproducciones en Youtube, la canción “All I Want For Christmas Is You” de Mariah Carey es una de las canciones más populares de la Navidad. Llegadas estas fechas la canción se hace un hueco en los puestos más altos de los rankings de todas las emisoras alrededor del mundo.

Con más de 16 millones de discos vendidos, esta canción ocupa actualmente el puesto nº 11 en la lista de discos más vendidos de la historia.

Mariah Carey os desea felices fiestas | via GIPHY

5. La costumbre de dar regalos

Regalos por aquí regalos por allá, la campaña navideña está repleta de ellos y cada vez tenemos más oportunidades para comprarlos y aunque parezca que son las grandes marcas la que promocionan este frenesí por comprar, la verdad es que viene de antes.

Los regalos que recibimos y regalamos simbolizan los regalos (oro, incienso y mirra) que “Los Reyes Magos de oriente” le dieron a niño Jesús en su nacimiento como muestra de aprecio.

Empezamos con el Black Friday, seguimos con Cyber Monday, Navidad y para acabar Reyes. La campaña Navideña es larga y es donde la gente se gasta más dinero al año, sobretodo en España, donde está muy arraigada esta tradición.

6. El significado de los regalos de los Reyes magos

La tradición marca que los Tres Reyes Magos de Oriente acudieron a rendir homenaje y a celebrar el nacimiento de Jesús de Nazaret portando tres regalos. Esos tres regalos eran: oro, incienso y mirra. Melchor trajo oro por su gran valor y por su belleza; Gaspar trajo incienso, una resina aromática vegetal que al arder desprende un humo aromático muy agradable y por último Baltasar trajo mirra, una sustancia resinosa aromática muy valorada en la antigüedad para la elaboración de inciensos, perfumes, ungüentos y medicinas.

Fuente: Pixabay

7. Tiempo de celebración

Aunque la Navidad es una fiesta con orígenes religiosos, cada vez más es la gente que se apunta a la celebración de esta fiesta como motivo de alegría, reunirse con los familiares, amigos, comer bien (y mucho) y regalar y recibir regalos.

Se estima que alrededor del 34% de la población mundial celebra esta fiesta lo que se traduce en alrededor de 2,5 billones de personas. El resto de la población que no cree en Jesús o Santa Claus prefieren celebrar otras fiestas que si se celebran en sus religiones.

En este grupo podemos encontrar musulmanes, judíos, los habitantes de japón, los habitantes de china, lo hindúes y otros grupos de población alrededor de la tierra.

8. Abreviando la navidad

En una sociedad inmersa en las redes sociales, conectados 24/7 a internet y donde el 90% de las veces se habla a través de servicios de mensajería como WhatsApp y Telegram, es normal que hayamos trasladado a nuestro lenguaje la costumbre de abreviar todo lo posible las palabras, o lo que es lo mismo, el “decir más, en menos espacio”.

Y de esta costumbre tampoco se salva la palabra “Navidad”, en este caso en inglés, donde “Christmas” se suele traducir por Xmas. Tal abreviatura eso sí, tiene un significado, la letra X es la abreviatura griega de Cristo.

figura de navidad
Fuente: Pxhere

9. Las cartas de Santa Claus

Cada año se envían miles de cartas escritas por niños en dirección a la sede central de Santa Claus para hacer realidad sus peticiones para Navidad, pero lo que no se sabe con certeza es de donde proviene tal tradición.

La primera referencia escrita que se tiene de esta tradición es una carta de siglo XIII escrita por una niña dirigida a San Nicolás (Personaje del cual proviene Santa Claus) donde su texto dice lo siguiente: “San Nicolás, patrón de los niños buenos. Me arrodillo ante ti para que intercedas. Escucha mi voz a través de las nubes y esta noche dame algunos juguetes. Más que nada, quiero una casa de muñecas con flores y pajaritos”.

Aun así, mucha gente reniega de que la carta del siglo XIII sea la precursora de tal tradición y afirman que la tradición empezó realmente a finales del siglo XIX.

En algunos países hay lo que se denomina como “oficinas de Santa Claus” donde cada año se reciben miles de cartas de los niños y niñas de ese país. Aunque si hablamos de la madre de todas las oficinas, esta se encuentra en Laponia, Finlandia; sede central y “Casa” de Santa Claus.

10. El origen del árbol de navidad

Los primeros cristianos no celebraban la navidad como tal, pero fue con su llegada a los países nórdicos, al norte de Europa, cuando «copiaron» la idea de celebrar el nacimiento de Frey, dios del Sol y la fertilidad. Los nórdicos celebraban esta fiesta con una pieza clave, el árbol del mundo nórdico «Yggdrasil».

Con la posterior evangelización de estos pueblos, estos quisieron utilizar la idea del árbol para celebrar el nacimiento de cristo, pero cambiándole completamente su significado original, ya que a partir de ahora haría referencia al nacimiento de Jesús y la fé que se tiene en él como el hijo de dios.

árbol de navidad
En la Puerta del Sol, de Madrid, finales de noviembre de 2016 | Fuente: Carlos Teixidor Cadenas

11. La decoración del árbol de Navidad

Se dice que el responsable de tal cambio fue el evangelizador residente en Alemania “San Bonifacio”. Él fue quien promovió la tradición de plantar un pino, un árbol considerado perenne y también símbolo del amor de Dios, que posteriormente adorno con manzanas y velas.

Las manzanas representaban el pecado original y las tentaciones, mientras que las velas simbolizaban la luz de Jesucristo que está presente en todo el mundo.

Con el tiempo esas manzanas y velas, se transformaron en otros adornos como bolas, luces y otros elementos decorativos. A esto también se le añade la tradición de que los regalos de Santa Claus se ponen a los pies del árbol de Navidad.

12. El origen de la estrella del árbol de Navidad

Siguiendo la historia de cómo se originó el árbol de Navidad, la estrella es una parte importante su decoración. Cuando San Bonifacio creó el árbol de Navidad, un árbol de hoja perenne, una hoja que no caduca, significando el amor a Jesús y lo decoró con manzanas y velas, le añadió una de las piezas más importante en lo alto del árbol, la estrella de navidad.

Esa estrella simboliza la fe, una fe con luz y esperanza que las personas religiosas tienen al creer en Dios. Una fe que también tienen los reyes magos, ya que su luz es la que los guía hasta llegar a su destino, el árbol de navidad, donde tienen que entregar los regalos a los pies del mismo.

estrella de navidad
Fuente: Pxhere

13. Cómo entrega Santa Claus los regalos

Santa Claus tiene la dura tarea de entregar a todos los niños del mundo que celebran la Navidad un regalo si estos se han portado bien. Esto quiere decir que alrededor de 2 billones de niños recibirán un regalo de nuestro querido Papa Noel.

Si tenemos en cuenta las estadísticas de que en casa hay 3.5 niños, esto nos da 91.8 millones de casas para visitar, en los que suponemos que al menos habrá un niño que se ha portado bien, por lo tanto un regalo.

Santa tiene 31 horas para visitar todas esas casas gracias a que hay diferentes zonas horarias, siempre y cuando viaje de este u oeste.  Lo que nos da unas 823 visitas por segundo.

En el caso de la velocidad a la que va el trineo de Santa Claus, si calculamos que la distancia de media entre casa y casa es un poco más de un kilómetro, el trineo de Santa Claus tendría que moverse a una velocidad de 1.500km por segundo, unas 460 veces la velocidad del sonido.

Así que como podéis ver, Santa Claus va bastante atareado el día de navidad, menos mal que solo hace esta titánica tarea una vez al año, si no, no sabemos cómo acabaría…

14. El amor y el muérdago

Desde sus orígenes el muérdago ha tenido múltiples usos gracias a sus principales valedores, los druidas celtas, que aparte de utilizarlo para combatir los problemas de infertilidad, lo usaban para curar enfermedades graves o incluso para hacer venenos.

Otros de sus usos era resolver problemas de pareja. El ritual consistía en que la pareja se colocaba debajo del muérdago y tenía que besarse para hacer las paces y a si darle estabilidad a la relación.

De este ritual nació la creencia de que besarse debajo el muérdago traería salud, fertilidad y que las jóvenes parejas se casaran.

muérdago
Bayas de muérdago | Fuente: Pixabay

15. El origen de Papá Noel

Papa Noel o Santa Claus no existían anteriormente, ha sido un personaje que ha ido evolucionando durante el tiempo hasta convertirse en lo que es hoy en dia.

El primer personaje histórico en el que se basa la creación de Santa Claus es el obispo “San Nicolás”, el cual después de ser una persona muy buena con la gente y sobretodo con los niños, se le empezó a venerar después de su muerte.

Por eso en muchos países se le venera. En Italia es el patrón de los marineros y en los Países Bajos es su patrono, cuya festividad se celebra el 5 de diciembre.

El segundo gran cambio de este personaje fue gracias a los estadounidenses. Cuando los holandeses emigraron y se trasladaron a Estados Unidos, concretamente Nueva York, evidentemente ellos continuaron celebrando sus tradicionales fiestas. De estas peculiares fiestas se percató la prensa, la cual con sátira, se mofaba de su personaje, «San Nicolás«. Posteriormente, un par de tiras cómicas, un par de poemas y libros después, y con la ayuda de Coca-Cola, transformaron a este amable obispo, en Santa Claus que conocemos hoy en dia.

Un personaje entrado en kilos, con gafas y traje rojo, que se encarga de repartir regalos el día de Navidad a todos los niños del mundo que se hayan portado bien durante todo el año.